> Google+






sábado, 3 de marzo de 2012

Como respirar al empezar a correr.

A la hora de empezar a correr seguramente muchos tendrán el problema de no saber llevar una respiración adecuada al ritmo que están realizando. Este pequeño inconveniente suele surgir porque el cuerpo no esta acostumbrado a mantener la respiración a la vez de tener que adecuar la zancada, aunque la carrera es un movimiento innato en el ser humano al principio no es fácil coger el habito de correr un determinado tiempo y respirar adecuadamente.




Por eso tenemos que enseñarnos a nosotros mismos, como si de una parte del entrenamiento mas se tratara, a realizar respiraciones profundas y progresivas, como resultado obtendremos unas mejores sensaciones y un buen ritmo.

El secreto esta en usar el diafragma, es decir el musculo que separa el tórax del abdomen, cuando practiquéis los ejercicios que a continuación os expongo, tenéis que pensar en lo que estáis haciendo, no tened tanto en cuenta la velocidad del entrenamiento, eso ahora mismo no importa, concéntrate en los ejercicios en realizarlos adecuadamente.

respirar-empezar-a-correr

Las respiraciones han de ser completas, con esto me refiero que se ha de expulsar todo el aire de los pulmones de forma constante acabando con un soplido final. A continuación una inhalación profunda para llenarnos los pulmones al máximo.

Aquí os expongo varios trucos para que vayáis practicando, cada uno según su forma de correr le viene mejor una u otra, pero la mayoría de personas que empiezan a correr les viene bien hacerlo cada dos o tres zancadas.
  • Respiraciones cada dos zancadas: Al ir corriendo realiza lo siguiente,  cuando el pie de atrás se levante del suelo realiza una toma de aire rápida y profunda. A continuación cuando ese mismo pie vaya de nuevo a apoyarse en el suelo suelta todo el aire que tienes mediante un soplido fuerte.

  •  Respiraciones cada tres zancadas: Coge aire al igual que anteriormente al despegar el pie del suelo pero esta vez a diferencia del anterior no lo sueltas hasta la segunda vez que el pie contrario se apoye en el suelo. Ejemplo: Pie izquierdo (despega) – Pie derecho – Pie izquierdo – Pie derecho (aquí soltaríamos el aire).

Cuando estemos entrenando respiraciones, no es necesario hacerlo durante toda la carrera, realiza pequeñas series de 40 segundos cada una, unas 15 veces. Si lo sigues entrenando con el tiempo veras que se sale automáticamente no tendrás ni que pensarlo. 




Compartí este post con tus amigos!

...o también puedes seguir el blog en:

0 comentarios:

Compartí tu opinión con los demás, deja un comentario. ↓


 

©2011 Empezar a Correr | FuuTheme diseñado por Fuutec | Ir arriba ↑