Consejos

Postura idónea para empezar a correr.

Una de las cosas que mas en cuenta tiene que valorar alguien que quiere empezar a correr, es sin duda la posición de su cuerpo en la carrera. La postura es tan importante como la técnica o el entrenamiento en series, por lo tanto es importante trabajarla. Una buena postura no solo nos previene de lesiones, sino que también mejora la marca, debido a la posición cómoda que adopta el cuerpo.

postura-para-correr

Muchos son los factores que tenemos que valorar a la hora de mejorar nuestra forma de correr, entre ellos la fijación de la cadera es de los más importantes, aquí os pongo unos pequeños truquillos que sin duda os serán de ayuda:
Tren Superior.
 
La parte superior del cuerpo nos proporciona estabilidad en la carrera, no debe de estar tenso pero si controlando el equilibrio, a veces es difícil dominar la situación dependiendo por el terreno que vayamos corriendo. La mirada tiene que ir al frente (porque agachemos la cabeza no vamos a correr mas rápido), los brazos relajados y coordinados, si van muy separados del centro de gravedad perdemos eficiencia y si van muy juntos al cuerpo nos restara velocidad e impulso. La postura ideal es formar un ángulo de 90º y cerrar levemente los puños como si lleváramos un papel dentro sin apretarlo. El torso tiene que ir acompañando a los brazos, por lo tanto lo ideal es una pequeña inclinación hacia delante, así favorece el impulso de las piernas, si os fijáis es común ver entre atletas con cierto nivel inclinan mucho el torso en cuestas prolongadas, eso es debido a la técnica que poseen, son capaces de inclinarse mucho manteniendo en todo momento el centro de gravedad y la potencia en piernas.

Tren inferior.

Si viéramos correr a un buen atleta nos daríamos cuenta su destreza mirando su técnica en el tren inferior, por lo general es la parte donde las personas que quieren empezar a correr cometen mas errores. Es común encontrarnos a aficionados, con el “vicio” de arrastrar las zapatillas por el terreno (desgastando la zapatilla), o por el contrario correr con las punteras no apoyando por completo el pie. Estos defectos se corrigen con técnica, aunque esto ya lo trataremos en empezaracorrer.com, lo principal es lo siguiente y os lo pongo como un ejemplo: imaginad que fuéramos un coche de formula uno, lo ideal para que el coche vaya rápido es tener muy bajo el centro de gravedad, bien pues en la carrera pasa exactamente lo mismo, tenemos que llegar a conseguir que el tren superior se aísle en cierta manera del inferior, levantando solo lo necesario las rodillas sin tener la sensación de “ir dando saltitos”, de esta manera aunque al principio cuesta un poco de trabajo tarde o temprano se produce una mejora en el tiempo.

Como conclusión decir que la postura idónea para correr, no se adopta cuando lleves una semana corriendo ni seguramente un mes. Hay muchos atletas profesionales que no la tienen a pesar de llevar años corriendo, sin embargo otros aficionados con 2 meses la han adquirido rápidamente. De todas formas para un aficionado que empieza a correr, le será de gran ayuda ya que una técnica adecuada previene lesiones innecesarias que se podrían haber evitado. Así que ya sabéis ponerlo en práctica y disfrutad de la carrera.

About the author

Rodri P

Añadir Comentario

Click aquí para escribir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *